Sitges reconoce la trayectoria de la pintora y activista Isabel Pruna con el descubrimiento de una placa en la Plaza de los Artistas

Sitges reconoce la trayectoria de la pintora y activista Isabel Pruna con el descubrimiento de una placa en la Plaza de los Artistas

Coincidiendo con el 92 aniversario de la pintora, el Ayuntamiento de Sitges ha celebrado este miércoles un homenaje para reconocer su trayectoria como artista y activista en la lucha contra el sida a través de sus tapices artísticos y bordados y sus puntos de libros .

El artista naíf y activista, Isabel Pruna, ha recibido un reconocimiento institucional por su trayectoria como pintora y activista, este miércoles por parte del Ayuntamiento de Sitges, coincidiendo con su 92 aniversario. La alcaldesa de Sitges, Aurora Carbonell, ha presidido este miércoles el acto de homenaje con el descubrimiento de una placa en la Plaza de los Artistas, que ha contado con la asistencia de autoridades, familiares, artistas, amigos y vecinos . A través de esta distinción, el Ayuntamiento de Sitges recoge la petición de la asociación Sitges Voluntaris Socials, aprobada por el Consell de Cultura, de poner en valor la trayectoria de una mujer implicada en actos culturales de la villa e impulsora de proyectos sociales. A través de sus obras artísticas como los puntos de libros o los tapices bordados, la pintora también ha sido líder en hacer visible a lucha contra el VIH en Sitges. La alcaldesa de Sitges, Aurora Carbonell, ha destacado la generosidad de Isabel Pruna y ha puesto de manifiesto que “hoy en Sitges reivindicamos el descubrimiento de una placa a una mujer, artista naif y activista, gran defensora e impulsora de acciones en la lucha contra el sida”. Aurora Carbonell ha destacado de Isabel Pruna: «Eres un referente para Sitges y estamos muy orgullosas por todo lo que haces». La alcaldesa ha puesto en valor el hecho de que la placa esté dedicada a una mujer y ha añadido que «el deseo es ampliar la representación femenina en la Plaza de los Artistas, donde actualmente de 48 placas, sólo 11 llevan nombres de mujeres».
Visiblemente emocionada, Isabel Pruna ha dado las “gracias a todos” para este reconocimiento: “Quiero compartir esta placa con todos los pintores de Sitges, porque la historia de los tapices y lo que hemos hecho para equipar la sala de paliativos de ‘Hospital de Sant Camil fue gracias a todos los pintores de Sitges. Se debe ser artista para hacer lo que se ha hecho. Me han ayudado y han estado a mi lado. Sin ellos, yo no hubiera podido hacer nada”. La activista ha añadido que «cada 1 de diciembre repartíamos sobres sorpresa en el Cap de la vila» para recaudar fondos, ya que «no había ni sofás, ni tele, ni nevera, ni camas».
El concejal de Cultura, Xavi Salmerón, ha remarcado que “para Sitges es un honor que inauguramos esta placa, con la que reconocemos el papel de las mujeres, como Isabel, que se han implicado en el ámbito artístico sino también en la reivindicación social.
Tras los parlamentos, Isabel Pruna ha descubierto la placa conmemorativa y también con las emociones a flor de piel ha soplado las velas de la tarta de cumpleaños rodeada por todas las personas asistentes al acto.

Isabel Pruna, artista naif y activista
Isabel Pruna nació en Francia, pero está vinculada desde hace muchos años a Sitges. Primero veraneó y después a partir del año 1946 se instaló con su padre, el pintor Pere Pruna, para vivir.

La pasión por el arte naïf y el activismo de Isabel Pruna fueron más intensas a raíz de la muerte de su hijo mayor, Miquel, que murió de sida con 38 años. Su labor de activista, en la defensa de los derechos sociales y lucha hacia las discriminaciones de las personas con VIH/Sida, también ha hecho que colabore con iniciativas sociales y artísticas para recaudar fondos. La creación de puntos de libros y, sobre todo, la confección de tapices bordados y artísticos, para concienciar sobre esta enfermedad y en recuerdo de las víctimas, han sido proyectos primordiales en su trayectoria. Con un estilo particular, la pintora realiza unas creaciones artísticas únicas. En paralelo a su trayectoria personal en el mundo del arte, el artista contribuye a mantener también la memoria de la figura y obra de su padre, el pintor catalán Pere Pruna.
Desde 2005, coincidiendo con el Día Mundial del Sida, el día 1 de diciembre, expone en el balcón del Ayuntamiento uno de sus tapices artísticos como un gesto simbólico para hacer frente al estigma de esta enfermedad.
Como activista, ha formado parte también de Sitges por Sitges, el Banco del Tiempo de Sitges y de la Asociación Sitges Voluntarios Sociales para impulsar proyectos sociales que hoy en día todavía siguen en marcha.

Versión optimizada para móviles de esta página, Ver AMP Version.